Evaluación formativa – Guía de uso

Evaluación formativa

El enfoque de evaluación formativa requiere transformar el paradigma, pues involucra cambios en la forma en que se gestiona la sala de clases y las oportunidades de aprendizaje que tienen lugar ahí. Implica dejar de pensar que el profesor es quien entrega un conocimiento y el estudiante es quien lo recibe. Se trata de un proceso de aprendizaje que considera un involucramiento continuo y reflexión sobre la propia práctica.

Si como profesores tuviéramos la capacidad de predecir lo que los estudiantes aprendieron al finalizar una clase, no sería necesario evaluar pues lo enseñado debería coincidir con lo aprendido. Sin embargo, la realidad de la escuela nos demuestra que lo que los estudiantes aprenden a partir de una determinada clase, puede ser muy diferente de lo que el docente pretendía que fuera aprendido.



Por esta razón, la evaluación formativa es un rasgo esencial que define a la enseñanza efectiva pues es la única manera de saber si lo que se ha enseñado fue realmente aprendido y donde la información obtenida se usa como retroalimentación para modificar las actividades de enseñanza y de aprendizaje en las que están involucrados los estudiantes. Este ajuste puede ser inmediato o para lecciones futuras.

Este documento tiene como propósito orientar y fortalecer el trabajo que día a día realizan los profesores en sus salas de clases, y los equipos directivos que apoyan el trabajo de los docentes, potenciando las capacidades de evaluación de los establecimientos. Es una invitación a pensar cómo la evaluación formativa puede volverse parte integral de cualquier clase y de cualquier escuela.

Fuente: www.agenciaeducacion.cl

DESCARGA EL TEXTO COMPLETO

APÓYANOS RECOMENDÁNDONOS EN FACEBOOK O TWITTER

Deja una respuesta